Los datos del trabajo: Máquinas vs empleo

Víctor López, Politólogo. 

Hace unos días en una sucursal de un banco cualquiera de una ciudad cualquiera, un cliente entra para que el trabajador que atendía de cara al público le actualizase su libreta, como llevaba haciendo los últimos 10 años. Para sorpresa del cliente la respuesta del trabajador no fue una cálida afirmación como era habitual, si no que la contestación fue inusual y sorprendente para el cliente: Tiene usted que actualizarla en el cajero automático, nos han ordenado que no actualicemos libretas para que la gente se acostumbre a hacerlo a través del cajero”. Ante el estupor del cliente que no comprendía la ridícula situación este contestó: “A este paso lo van a sustituir a usted por una maquina” para lo que contesto el trabajador: “Pues a este paso no le extrañe”. Esta anécdota que puede parecer casual, rutinaria y sin ningún significado aparente, se reproduce en muchos puestos de trabajo y da muchas pistas sobre cómo está evolucionando el mercado de trabajo y su relación las maquinas.

La conjugación entre el trabajo, las máquinas y la plusvalía han tenido históricamente un noviazgo complicado e irreverente. Tras la revolución industrial surge lo que se conoce como el “Ludismo” , un movimiento encabezado por artesanos ingleses a principios del S.XIX que tenían como reivindicación la destrucción de las nuevas máquinas desarrolladas a principio de siglo, y que desde su punto de vista se convertían en una competencia laboral imposible de superar. Ya en la actualidad se pueden observar diferencias y semejanzas entre el trabajo y la tecnología.

La globalización y las tres líneas del desarrollo tecnológico

El conflicto entre el mundo del trabajo y las nuevas máquinas pasa a otra etapa a partid del año 2000 con el proceso de globalización y el avance del progreso industrial y tecnológico. Esta nueva fase de avance mucho más ambiciosa se produce en tres direcciones: La primera referida a un nuevo desarrollo de la maquinaria industrial pesada que permite producir más rápido, con menos costes de producción y con un descenso claro de la dependencia de la mano de obra humana. Una segunda dirección relacionada con internet: la red utilizada para la compra y venta de manera virtual y sin descanso y para casi todos los rincones del mundo. Y por último un desarrollo orientado exclusivamente al sector servicios.

Para una mayor comprensión de estas tres líneas es necesaria la utilización de ejemplos.

baxter-robot

En 2012 Rethink Robotics crea el robot Bexter, una máquina utilizada para trabajos industriales. La diferencia de este robot con la de cualquier otra máquina dedicada a la industria, es que Bexter puede ser enseñado por un humano a desarrollar los movimientos de manera más precisa y parecida a la de una persona, de hecho mientras alguien puede enseñar a Bexter, este trabaja más despacio para no causar daño al humano que le orienta. No se trata de una máquina que repite un único movimiento rápido, si no que Bexter tiene sensores en sus manos y alrededor de los brazos que le permite adaptarse al entorno, si golpea algo es capaz de detectar la colisión lo suficientemente rápido como para reducir la fuerza antes del impacto. A su vez está provisto de cámaras y sensores que hacen que pueda prestar atención a los detalles mientras trabaja. Lo más sorprendente es que su precio es de tan solo de 22.000€, si el sueldo medio en España en 2015 según el INE es de 15.500€, a un empresario le es mucho más rentable realizar un único pago (más reparaciones puntuales) de 22.000€ para comprar a Bexter ,que pagar año a año a un trabajador.

Para los que piensan que lo que se expone en el texto no les afecta porqueYo utilizo el cerebro” , el próximo ejemplo no les dejará indiferentes. La empresa “Narrative Science” fundada en 2010 crea una plataforma de generación de lenguaje natural impulsado por inteligencia artificial, ¿Y esto que significa? Se aprecia mejor con la finalidad del producto: Este software permite ,entre otras muchas cosas, generar crónicas de noticias 60 segundos después de que la noticia haya tenido lugar aglutinando toda la información que existe en internet sobre dicho tema. Por ejemplo la siguiente imagen corresponde a una crónica de un partido de fútbol americano utilizada por BTN una TV regional de deportes que publica sus crónicas de deportes realizadas por este Software. Si uno busca en la biblioteca de Amazon al autor Phillip. M .Parker aparece que este autor ha escrito más de 100.000 libros, gracias a que es el dueño de una de las empresas que se dedica al desarrollo de este software.

s

Pero no todos los ejemplos son tan extravagantes, en nuestro día a día nos encontramos múltiples máquinas que vienen a sustituir los puestos de trabajo de muchos trabajadores. Por ejemplo la denominada “Caja amiga” que utilizan algunas grandes compañías de Supermercados. Esta máquina sustituye a los cajeros que cobran por un mecanismo donde puedes pagar directamente a una máquina y llevarte la compra sin necesidad de interactuar con un humano.

DSCN4771

O la máquina de devolución de libros que actualmente se usan en muchas bibliotecas, que vendrían a sustituir a los bibliotecarios por maquinas, conservando únicamente el puesto un trabajador que se dedicase a la colocación de libros y a la vigilancia.fotoblog4906

El famoso eslogan Do it yourself en el mundo del trabajo significa en realidad: Hazlo tú mismo y ahórrame mucho dinero en sueldos y seguridad social”.

Los datos

Si se observa el siguiente gráfico se aprecia como la línea entre la cantidad de producción  y el trabajo remunerado por hora han ido en paralelo hasta el año 2000, cuando la línea se separa y aumenta la producción, pero paradójicamente disminuye el trabajo remunerado. ¿Quién esta supliendo ese aumento de la producción?

Captura

Por otro lado se observa como el trabajador se ha empobrecido debido a la bajada de los sueldos y a las cifras de paro, pero esa bajada de los sueldos y de trabajadores en activo no han supuesto una disminución de la producción, sino todo lo contrario.

Captura 3

De hecho según el INE el sueldo medio en España ha descendido en 2 años 7.000€ de media, siendo en 2013 22.000€ de media, y en 2015 15.500€.

Lo que supone que en muchas ocasiones el trabajador pueda ser sustituido por una máquina o estar peor pagado, sin que la producción final -que es lo que les importa a los grandes empresarios – se resienta.

Máquinas y tecnologías ¿sí o no?- Sí, pero en manos de ¿Quién?

Se puede acusar a quienes alertan de la peligrosidad de las máquinas de estar en contra del progreso y del desarrollo natural del ser humano, pero nada más lejos de la realidad. El debate no es estipular si las máquinas acabarán con el ser humano como en la película de “Yo, Robot” o si existirá un apocalipsis robótico donde los robots se revelarán contra sus dueños los humanos por que a la larga generarán inteligencia individual. La cuestión es generar un debate en torno a quienes poseen las máquinas y que utilidad se le dan. Si las máquinas están en manos de unos pocos que las utilizan para enriquecerse, aumentar su plusvalía y empobrecer a la población: maquinas y tecnología NO. Pero si se utilizan para generar un bien común para toda la población, se socializan las maquinas a través del software libre, y todo esto implica un consumo responsable y ajustado a los límites del medio ambiente: Máquinas y progreso SI.

  1. El tema es que hay que diseñar e implementar economías y sociedades distintas de las actuales. Cada vez tendrá menos sentido el “vivir de tu trabajo”. Las condiciones de vida de cada individuo deben ser garantizadas independientemente del trabajo que haga o de si realiza algún trabajo (RBI). Cada vez deberemos trabajar menos tiempo y que las máquinas lo acaben haciendo casi todo. Pero para esto es imprescindible terminar definitivamente con el capitalismo y la organización económica actual, e implantar sociedades basadas en la cooperación, el bien común, el conocimiento colectivo y la democracia. Cada vez deberíamos trabajar menos y tener más tiempo libre para hacer lo que quisiéramos. Esto será posible en una sociedad altamente tecnificada, en la que casi todo lo hagan las máquinas. Una sociedad, como digo, basada en la cooperación, el bien común, el conocimiento colectivo y la democracia, con una nueva economía cuya medida de intercambio no sea el valor de las cosas (o de la deuda) sino la función de las mismas, la utilidad de las mismas, en la que no exista propiedad privada, ni pública, desaparezca el concepto de propiedad y sea reemplazado por el de usufructo (la gente no quiere, realmente, poseer las cosas. Quiere utilizarlas, hacer usufructo de ellas, que ejerzan su función, que presten su servicio) y cuyo objetivo no sea el beneficio económico, sino el abastecimiento de la población de bienes y servicios.

    Responder

Deja un comentario